La Calleja de las Flores sin flores

La semana pasada la entrada de la Calleja de las Flores amaneció sin macetas. Los propietarios del Mesón de las Flores, que hace esquina con la turística calle, habían retirado las que colgaban de su pared en protesta porque el Ayuntamiento no le permite colocar veladores. "Si a mí el Ayuntamiento no me deja poner veladores, yo no le dejo que ponga macetas en mi pared" comentaba el propietario del mesón. Esta medida de protesta, respaldada por otros negocios de la zona, y no solo de hostelería, vino acompañada también por la colocación de una pancarta en la calleja de las Flores en la que se pide que se permita la colocación de mesas en la calle porque hay puestos de trabajo "en peligro". La Calleja de las Flores es uno de los lugares emblemáticos de Córdoba de visita obligada para los turistas, utilizado para Fotografía de Bodas por las parejas cordobesas cuando llega uno de los momentos más importantes de su vida.



Los comerciantes reivindican que les permitan poner veladores nocturnos ya que Urbanismo no se lo permite alegando las pequeñas dimensiones de la calle, aunque siempre han colocado las mesas sin problemas. Los comerciantes se exponen a multas de entre 700 a 1.500 euros. Así, con estas medidas de protesta solicitan que el Ayuntamiento les dé vía libre para su propósito, anunciando al mismo tiempo que de no conseguirlo podrian llegar a cortar la Calleja de las Flores".

0 comentarios:

Publicar un comentario